Argentina

Volver al pasado

¿En qué anda el ex tesorero de la AMIA Sergio Szpolski?

Muchas veces no han preguntado: – ¿En qué anda el ex tesorero de la AMIA y rabino Sergio Szpolski? A propósito de ello, vale reproducir un informe llegado a nuestra redacción de la Unión de Trabajadores de Prensa de Buenos Aires (UTPBA) en la que se denuncia una de sus últimas andanzas públicas como titular de la Agencia INFOSIC. Francamente lamentable.

Argentina:

El superávit fiscal no tiene en cuenta a la niñez

“Eusebio Fernández fue otro que no tuvo velocidad para escapar el 1º de junio de 1989 en Quilmes. Eusebio fue uno de los más de 100 personas que se habían arrojado sobre un almacén. Tiempos de hiperinflación, la crisis social estallaba en forma de saqueos en las góndolas. Siete años se tomó la Justicia, pero finalmente esta, al fin, semana que termina el 21/6/97, lo absolvió porque existía ‘un estado de necesidad justificante’: el hambre. Fallo que llega justo en el momento de una crisis social. Ya no hay hiperinflación sino el desempleo, no hay saqueos sino cortes de ruta. Las similitudes son muchas. La explotación descarnada del capital continúa.
El informe policial asegura que el chico tenía a resguardo el botín alimenticio en su poder en el momento de su detención: una bolsa de lentejas. Eusebio tenía por esos días 23 años. ‘Se trata de hurto famélico’, explicó el constitucionalista Raúl Zaffaroni. Sin explicar las causales del hurto famélico”.
Del trabajo de investigación: “DESOCUPACION COMO FORMA DE EXCLUSION SOCIAL (El desocupado como desaparecido social)”, Cátedra de Derechos Humanos – Facultad de Filosofía y Letras UBA). Juan Carlos Cena, 1997.

Acto contra la corporación legislativa en AMIA por el caso Mirta Onega:

“Con el antisemitismo no se dialoga”

En un acto que trajo aparejadas nuevas internas políticas entre dirigentes de la AMIA y la DAIA, Abraham Kaul -titular de la primera- lanzó la protesta por la actitud corporativa de los legisladores de la ciudad de Buenos Aires en su intento de impedir una sanción a la colega Mirta Onega (del partido del Jefe de Gobierno, Aníbal Ibarra). Kaul espetó públicamente: «señores legisladores: con el antisemitismo no se dialoga ni se negocia, sino que se lo condena y se lo castiga».

León Ferrari:

Clausurar el infierno

Uno de los artistas más talentosos e inteligentes de la Argentina parece obsesionado en su lucha contra el infierno. Y es precisamente esa lucha la que enerva y pone en evidencia a una Iglesia que condenó la muestra del Centro Cultural Recoleta de Buenos Aires y que con sus presiones para censurarla ratifica que León Ferrari está atacando el arma más importante con que contó el catolicismo para su trabajo evangelizador, el miedo.
Precisamente de esto se trata el infierno, de una amenaza permanente que somete a los creyentes y posibilita el odio, la discriminación y el enfrentamiento.
A través de este reportaje exclusivo otorgado a Nueva Sión, podemos comprender un poco más acerca de la lucha de Ferrari y, de paso, enterarnos de algunas de las instrucciones antisemitas que aún hoy se siguen dando oficialmente a las iglesias para leer por sus feligreses.

No tiene nombre:

Los judíos de la DAIA

Que el Episcopado promueva la censura, en este caso contra León Ferrari, es un pecado diminuto dentro de la historia de la Iglesia. Pero que la DAIA, representante de las instituciones judías argentinas, salga a pedirle disculpas por una acusación que el mismo León Ferrari hizo al denunciarla como antisemita es, como se dice, algo que no tiene nombre. Y sí, lo tiene: lleva el nombre de la DAIA.

Argentina:

Continúa la política neoliberal

La dinámica del crecimiento económico en Argentina sigue favoreciendo la concentración de la riqueza en manos de unos pocos: el 10% más rico recibe 26,3 veces más que el 10% más pobre.

Aparecido en ‘The New York Times’ -26 de diciembre de 2004-:

Argentina sale a flote sin el FMI

Cuando la economía argentina se desplomó en diciembre del 2001, las premoniciones trágicas abundaron. A menos que adoptara políticas económicas ortodoxas y que llegara a un acuerdo rápidamente con sus acreedores extranjeros, la superinflación sería cosa segura, el peso perdería su valor, las inversiones y las reservas extranjeras desaparecerían y cualquier prospecto de crecimiento se vería aniquilado.
Pero tres años después de que Argentina declarara una deuda de más de 180.000 millones de dólares, la más grande en su historia, el Apocalipsis anunciado no ha llegado.

Memoria Activa

Memorias de la Plaza

El lunes 27 de diciembre va a constituir un hecho histórico en la lucha por el esclarecimiento del atentado a la AMIA: el espacio creado por los familiares de las víctimas nucleadas en Memoria Activa, decidieron dar por finalizada la gesta de reunirse y reunir, todos los lunes, a defensores y buscadores de la verdad; a opositores del menemismo involucrado en las más serias obstrucciones en la dilucidación del atentado y a aquellos que dejaron serias críticas a una dirigencia comunitaria genuflexa que supo cruzar la línea de la dignidad humana.

Y Menem volvió un día

“No saben un pito a la vela”

Luego de ocho meses de estar prófugo de la justicia, el ex Presidente Carlos Menem regresó a la Argentina. En un primer discurso reivindicó a la Iglesia, los militares, a las fuerzas de seguridad y fue a fondo contra el gobierno de Néstor Kirchner. Sin mencionarlos directamente, afirmó que este gobierno no sabe “un pito a la vela”.

Argentina:

El superavit fiscal no tiene en cuenta a la niñez

“Eusebio Fernández fue otro que no tuvo velocidad para escapar el 1º de junio de 1989 en Quilmes. Eusebio fue uno de los más de 100 personas que se habían arrojado sobre un almacén. Tiempos de hiperinflación, la crisis social estallaba en forma de saqueos en las góndolas. Siete años se tomó la Justicia, pero finalmente esta, al fin, semana que termina el 21/6/97, lo absolvió porque existía ‘un estado de necesidad justificante’: el hambre. Fallo que llega justo en el momento de una crisis social. Ya no hay hiperinflación sino el desempleo, no hay saqueos sino cortes de ruta. Las similitudes son muchas. La explotación descarnada del capital continúa.
El informe policial asegura que el chico tenía a resguardo el botín alimenticio en su poder en el momento de su detención: una bolsa de lentejas. Eusebio tenía por esos días 23 años. ‘Se trata de hurto famélico’, explicó el constitucionalista Raúl Zaffaroni. Sin explicar las causales del hurto famélico”.
Del trabajo de investigación: “DESOCUPACION COMO FORMA DE EXCLUSION SOCIAL (El desocupado como desaparecido social)”, Cátedra de Derechos Humanos – Facultad de Filosofía y Letras UBA). Juan Carlos Cena, 1997.