Gran repercusión de “Sumate”, el programa gratuito de Mi Refugio para que todos puedan disfrutar de su country

El programa “Sumate” del country Mi Refugio se perfila a repetir el éxito del año pasado, pues un gran número de familias ya se comunicaron para incorporarse a esta innovadora propuesta.

Desde hace un mes se lanzó una nueva temporada de “Sumate”, el programa de Mi Refugio que posibilita a cualquier familia que concurra a una institución comunitaria acceder sin cargo a las instalaciones y actividades de este country, ubicado en la localidad de Canning, a sólo media hora de la capital.
La repercusión fue muy alta, pues un gran número de miembros de nuestra comunidad ya se pusieron en contacto para ver la posibilidad de incorporarse y aprovechar la moderna infraestructura y la gran variedad de actividades que Mi Refugio propone para todos sus integrantes.
Ya en 2017, ambas partes fueron muy beneficiadas, pues mientras que alrededor de 60 familias atravesaron un verano inolvidable –muchas de los cuales luego se integraron definitivamente al country-, Mi Refugio logró su objetivo de sostener y afianzar su identidad judía, dado que existe una alta demanda de familias de la zona por incorporarse a esta institución, pero el country no quiere perder su tradición comunitaria.
Si bien el perfil de los integrantes del programa es muy variado, se destacan los adultos jóvenes con hijos pequeños, debido a la variedad de propuestas deportivas y actividades infantiles.
Para esta temporada, al igual que en la anterior, Mi Refugio ofrece un área del country especialmente armada para el programa, la cual consta de un espacio cubierto en el Club House de Golf con mesas, sillas, heladera común, terraza, baños, lockers y parrillas, que tiene el doble objetivo de permitirles a los integrantes del programa “hacer base” así como de fomentar su socialización. Pero por supuesto que el grueso de la actividad se comparte en todo el country, es decir en el Club House, el Hall de Exposiciones, el Salón de Usos Múltiples, el sauna, la sala de masajes, o las salas de juegos, como también en las proyecciones de los sábados por la noche en el microcine con capacidad para 65 personas, con una comida en alguno de los salones comedores con los que cuenta el country, o simplemente disfrutando de caminar en los amplios espacios verdes, rodeados de eucaliptos y sauces.
Como también, para aquellos hombres amantes del deporte, jugando los partidos de “fútbol libre” que se practican los sábados por la tarde en alguna de las seis canchas de césped con las que cuenta el country, donde participan tanto countristas de todas las edades que buscan recrearse como algunos de los 350 futbolistas que compiten en alguna de las once categorías que representan a Mi Refugio en los torneos de Faccma y de la Liga Country Sur.
Mientras que las mujeres pueden optar por la práctica del hockey durante todo el fin de semana y, eventualmente, sumarse a las más de 100 chicas que juegan en alguno de los ochos equipos de diferentes categorías de edad que representan a Mi Refugio en la Asociación Argentina de Hockey de Buenos Aires y en la Liga Country Sur.
En ambos casos, padres y madres también pueden optar por jugar partidos de tenis en alguna de las 14 canchas con las que cuenta el country, tanto durante el día como durante la noche, pues la mitad de ellas cuenta con iluminación; como también recrearse con el paddle en alguna de las cuatro canchas iluminadas bajo agradables paisajes naturales; unirse al team de Running con los más de 40 corredores que entrenan al tiempo que socializan; o bien usar el gimnasio cubierto multifuncional o el de musculación deportiva. Incluso, algunos participantes del programa se animaron a acceder a las hermosas canchas de golf de 9 hoyos y al putting green, practicando en el driving range.
Claro que esto es posible porque Mi Refugio plantea una gran cantidad de opciones para sus hijos a través de su Departamento de Juventud, con actividades pensadas para niños desde los 18 meses hasta adolescentes de 17 años, junto a la opción “verano weekend”, consistente en talleres recreativos y espectáculos durante todos los fines de semana.
Por eso, para no quedar “encerrados” en la ciudad, los integrantes de Mi Refugio alientan a las familias de nuestra comunidad a ponerse en contacto con ellos e interiorizarse sobre el programa gratuito “Sumate”, comunicándose con Eitán o Gustavo al teléfono 4295-8550 Int.2 o al correo electrónico [email protected].