Petitorio de APEMIA

Solicitan la apertura de los archivos secretos

APEMIA está haciendo circular la siguiente carta al Presidente Kirchner en la que solicitan la apertura de los archivos secretos que contendrían información estratégica acerca del atentado a la AMIA y sus posteriores investigaciones. Los interesados en suscribir tal petitorio, pueden hacer llegar su nombre y número de documento a: [email protected]

Sr. Presidente de la Nación
Dr. Néstor Kirchner
S/D

De nuestra consideración:

Al cumplirse el 10° aniversario del ataque terrorista a la AMIA, los abajo firmantes nos dirigimos a Ud. para exigir la inmediata apertura de los archivos secretos donde se ocultan las responsabilidades criminales del Estado en la voladura de la AMIA.
Durante estos 10 años, los distintos gobiernos argentinos firmaron más de una docena de decretos referidos a este ataque. En algunos casos, se establecía la conformación de equipos especiales de investigación que, bajo la dirección de funcionarios del Ministerio de Justicia, están integrados por distintas fuerzas de seguridad cuestionadas por su participación y/o manifiesto encubrimiento de los responsables de este atentado. En otros casos, limitando las declaraciones de los pocos funcionarios de inteligencia citados por los jueces, con el expreso objetivo de proteger los “secretos de Estado”, a los imputados o a los servicios secretos de terceros países que al igual que los argentinos sabían que el atentado iba a cometerse y/o vinieron a “investigarlo” después.
En setiembre 2003, Ud. firmó los decretos 786 y 787/03 que prometían la apertura de los archivos secretos. Un mes después, los funcionarios del Ministerio de Justicia elaboraron un “plan de trabajo” (Nota U.E.I. al Ministro Beliz N° 1042/03) que explícitamente evitaba su apertura y conocimiento por parte de los familiares de las víctimas. Esos documentos permanecen secretos, no sólo para los funcionarios que supuestamente debieran investigar en ellos “la labor completa que los distintos agentes de inteligencia realizaron…” (Nota U.E.I. 1042/03), sino incluso para jueces y partes.
La promocionada apertura terminó por exhibir de manera restringida documentación que obra en causas públicas, cuya custodia y administración están a cargo de funcionarios de la Secretaría de Inteligencia inculpados durante el juicio oral.
Los archivos secretos cerrados, los decretos encubridores, el “plan de trabajo” del Ministerio de Justicia y la labor de la Secretaría de Inteligencia vienen a sumarse a los anales de la “vergüenza nacional” que Ud. prometió superar hace un año. Bajo su gobierno, el Estado continúa encubriendo sus responsabilidades en este crimen, como lo hicieron en el pasado tanto el Poder Ejecutivo, como el Legislativo y el Judicial. Con la próxima liberación de los pocos acusados en un juicio oral fraudulento, lo único que quedará en pie es la impunidad. Mientras se defiendan los secretos de Estado y continúen cerrados los archivos, cualquier supuesta “verdad histórica” será una nueva maniobra. Advertimos que continúan sin satisfacción las exigencias de “verdad, juicio y castigo a todos los culpables” planteadas por los familiares y amigos de las víctimas, junto a organizaciones sociales, políticas, gremiales, de derechos humanos y estudiantiles.
Al cumplirse 10 años de impunidad en la masacre de nuestros familiares y amigos en la calle Pasteur, exigimos la inmediata apertura de los archivos secretos, el levantamiento de la confidencialidad que rige sobre ellos y su entrega a una Comisión Independiente del Estado para estudiarlos e impulsar el juicio y castigo a todos los culpables.